“DICEN QUE SOMOS GENTE SERIA”

Una caja de ahorros emite últimamente un anuncio con el que al mismo tiempo que adula nuestro chovinismo nos reclama los haberes

Una hoguera en la jornada de huelga del pasado del 29 de marzo. / CARLES RIBAS

Felicito al president Artur Mas por el Premio Sentit Comú, que una entidad —sin duda prestigiosa y ferozmente independiente— acaba de otorgarle por transmitir “una imagen de rigor, solidez y seriedad a la ciudadanía, pero también al resto del Estado y al extranjero”.

Sin duda se merece el premio, pues en efecto el mundo entero admira a Mas, pese a su tendencia a subirse, ¡hale hop!, al primer helicóptero que se le pone a tiro. Rompió el cerco de los indignados al Parlament gracias a un helicóptero de la policía, y ahora ha repetido la hazaña. Viendo que no llegaba a tiempo a la Fira de la Primavera de Campllong, donde se había comprometido a entregar una medalla a la mejor vaca frisona de totes les vaques que es fan i es desfan, telefoneó a Felip Puig: “¡Envíame un helicóptero!”. Y fue así, volando como un águila, como llegó Mas al certamen agrícola donde le impuso a la vaca la medalla al mérito lácteo que se ha ganado a pulso.

A los sindicatos policiales la cosa les ha disgustado mucho. Lo consideran un despilfarro, y encima en época de recortes salariales. A mí me importa un pito que suba Mas en helicóptero, como si le da por chupar candados. Pero me molesta que tras imponer la medalla a la vaca aprovechase para largar un discurso en el que hizo una llamada a “omplir el calaix de la Generalitat”. ¡Hombre, no fastidie!

Yo creo que indica falta de sentit comú, si no algo peor, que los responsables del derroche, la deuda y la penosa situación en que nos hallamos, que son las entidades financieras y sus correas de transmisión —políticos y mass media—, reprochen a la esquilmada ciudadanía haber “vivido por encima de sus posibilidades”, la inviten a ahorrar y a invertir, y encima a invertir en ellos.

Una caja de ahorros emite últimamente un anuncio con el que al mismo tiempo que adula nuestro chovinismo nos reclama los haberes: “Dicen que somos gente seria. Dicen que lo que somos no se conoce en parte alguna. Que tenemos un territorio pequeño. Que solo nos gusta trabajar. Eso sí, aceptémoslo: los catalanes somos buenos ahorradores. Un asesor irá a tu casa…”. Teniendo en cuenta que esa caja —como tantas otras de toda España— ha tenido que ser intervenida por el Estado (o sea: rescatada con el dinero de todos los españoles, ¡murcianos y extremeños incluidos!) y que está a la venta, es especialmente grotesco.

Otro banco también difunde anuncios chistosos sobre “el ahorrador” y “el no ahorrador”. Ayer, a un señor de 80 años le animaban a endeudarse con una hipoteca por 30 años. Hoy, eres más cool si eres “ahorrador”. Y una carrera popular organizada por una gran entidad comercial se anunciaba la semana pasada con este lema en las banderolas: “Pocas cosas gratis te hacen sentir tan bien…”. Se trata, en fin, de convertir la ruina social en un gancho para la publicidad. Ahora hay que disfrutar de lo gratis y ser feliz. Yo a esto lo llamo “el aprovechamiento total de la vaca frisona catalana”.

¿Que somos gente seria? Más bien seguimos siendo gente kitsch. Creíamos que el populismo era un pecado del siglo XX, cuando la URSS estaba llena de carteles en los se veía a Stalin, firmemente agarrado a un timón, con el lema El capitán del país soviético nos lleva de una victoria a otra, y cuando Fidel Castro en persona ordeñaba a la vacaUbreblanca, cuya asombrosa producción de leche figuraba cada día en la portada de Gramma

Diré una obviedad zizekiana: la culpa de la crisis no es la codicia ni la ambición individual ni el despilfarro o gasto excesivo de los ciudadanos, ni su codicia, que les ha llevado a estirar más la mano que la manga, a endeudarse, a querer disfrutar de bienes que el mercado le ofrece, y que ahora es justamente castigada. Porque el deseo de crecer más, tener más, obtener más, vender más, y comprar más, y poseer más, no son vicios particulares, sino el meollo mismo, el motor de nuestra civilización, o sea —me permito recuperar palabras en desuso— del sistema o sea del capitalismo. No es justo castigar a la gente por haber hecho lo que se le dijo que hiciera, y se le dijo por activa y por pasiva, en el discurso público y subliminalmente. Es injusto castigarla por los pecados del estamento político-financiero y sus predicadores. Y de esta injusticia vienen todas las indignaciones públicas, en Barcelona y en Wall Street. Que fracasarán como anarquía insignificante si no se organizan para vertebrar una alternativa.

Perdón por usar las palabras capitalismo, sistema y alternativa, y pensar en ideología y en cambios estructurales, no lo haré más. Mientras, Mas sigue con la matraca del desafecto a España, sube al helicóptero, condecora vacas, pugna por convertir Barcelona en Las Vegas e inaugura la exposición sobre El Bulli en el Palau Robert. Por cierto que esta coincidía con su aniversario, y Bibiana Ballbé, pizpireta locutora de su televisión, animó al público a secundarla cantándole el Moltes felicitats. En plan Marilyn-Kennedy, ¿entiendes? Y en casa de Trimalción. Y luego dijo Mas: “Mucha gente es pesimista, ¡yo no!”. ¡Nos alegramos! ¡Le seguimos con una sonrisa! ¡Con él se despejará el horizonte! ¡Confiamos en él!

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/04/28/catalunya/1335567431_221770.html

16 thoughts on ““DICEN QUE SOMOS GENTE SERIA”

  1. Vamos a ver, Eduard, si quieres entenderlo. El comentario de Solé se refiere a ti, porque es clarísimo. Personaliza en ti la corrupción, la codicia, el adoctrinamiento o la estafa. Absolutamente. Los míos, no. En mis comentarios sigo respetandote, sin hacer consideraciones personales. Y no me enrrollo como una persiana, intento, al parecer sin conseguirlo, explicar que he tomado la parte del comentario de Solé que me servía y he podado el resto, porque no soy partidario de convertir los intercambios en cuestiones personales. Yo me declaro responsable únicamente de lo que escribo. Y estoy dispuesto a dar todas las explicaciones que sean precisas para que quede claro lo que quiero decir.

  2. Hasta ahora Gonzalo, en los comentarios que nos hemos hecho el uno al otro, no habiamos vertido ninguna consideracion personal y por eso estoy preguntandote lo que sigues sin responderme. Ese parrafo integro lo hace Sole refiriendose a mi persona en medio de otras consideraciones personales muy poco afortunadas que parece que el resto que interviene en el hilo, Xavier i Jon si han visto y yo te vuelvo a preguntar por ultima vez, eras conciente al dar tu respuesta de que eso era asi?, no hace falta dar mas vueltas a la pregunta ni liarte mas que una persiana en la respuesta, es sencillamente contestar SI o NO, asi de simple.

  3. Eduard, yo no te tildo de corrupto, codicioso, adoctrinado o estafador. Ni siquiera de burgués.El comentario de J.M. Solé esta borrado, de modo que ahora ya no puedo echar mano de él en su totalidad, como no lo hice en mi intervención. De ese comentario tomé, conscientemente, esta parte, que vuelvo a reproducir:

    ““Imagino que per el burges català el estafar la gent és una costum irrenunciable…i que el seu somni seria un Estat Catala burgès i capitalista….El delata que CiU l`han adoctrinat bé….Pró pots estar segur Gonzalo,que no els deixarem potinejar Catalunya,amb les seves brutes grapes de codicia….El nostre poble.”

    Ahí no estás tú, Eduard. Si hubiera tomado unas cuantas líneas más del comentario borrado entonces sí, habría admitido que eres un corrupto, codicioso, adoctrinado y estafador. Porque cuando Solé escribre. “El delata que CIU l’han adoctrinat bé….” se está refiriendo a ti, sin discusión, como puede desprenderse del citado comentario. La parte que yo tomo, tal cual, sin la que falta, no señala a nadie en concreto. Y por eso la he tomado. De modo que no es cierto que yo asienta, refuerce o esté de acuerdo con la opinión de Solé sobre ti.

    “La independencia, soberanía, emancipación, que tu defiendes no tiene nada que ver, tal como explicas muy bien, con la deseada por el burgués catalán o por el catalán de “clase media” (ese invento capitalista que tan buenos frutos les ha dado y les da a los capitalistas).”

    Esta parte de mi intervención quizás sea menos precisa que la anterior y podría interpretarse que yo participo de lo que Solé dice de ti: “La independencia, soberanía, emancipación, que tu defiendes no tiene nada que ver, tal como explicas muy bien,”), porque ese acuedo mío con él (tal como explicas muy bien), me compromete. Y sólo puedo decir que ese explicarse de Solé con el que coincido y alabo no tiene nada que ve contigo. Lástima que el comentario haya desaparecido, pues me impide acotarlo lo suficiente como para explicar por qué me parece buena y acertada su explicación sin tener que meterte a ti en el ajo.

    Saludos.

  4. Pues eso mismo que insertas en tu último comentario en el primer entrecomillado es parte de lo que Solé dice haciendo referencia a mi, me tilda de corrupto, codicioso, adoctrinado y estafador a lo que tu asientes en la intervención que te he señalado, no se si a sabiendas o no, por eso te lo estoy preguntando.

  5. “Imagino que per el burges català el estafar la gent és una costum irrenunciable…i que el seu somni seria un Estat Catala burgès i capitalista….El delata que CiU l`han adoctrinat bé….Pró pots estar segur Gonzalo,que no els deixarem potinejar Catalunya,amb les seves brutes grapes de codicia….El nostre poble.”

    Esta es la parte del comentario de Solé que yo tomo, Eduard. Y esto es lo que digo, despuès de unas consideraciones previas:

    “La independencia, soberanía, emancipación, que tu defiendes no tiene nada que ver, tal como explicas muy bien, con la deseada por el burgués catalán o por el catalán de “clase media” (ese invento capitalista que tan buenos frutos les ha dado y les da a los capitalistas).”

    Es claro, o a mí me lo parece, Eduard, que yo no estoy personalizando mi respuesta ni incluyendote a ti como tal, en la misma.

  6. Hola, compañeros. No sé que ha pasado, pero el hilo queda cojo, no se entiende. He llegado tarde. Parece que el compañero Eduard ha sido insultado. Y por el seguimiento y la intervención que he tenido en este artículo “me falta” un comentario de J.M. Solé, de modo que deduzco que es ahí dónde se ha insultado a Eduard. Y digo deduzco porque Xavier dice que borrará dos comentarios. Y puede que eso sea lo correcto, pero entonces deberíamos “abstenernos” de comentar sobre el incidente y “eliminar” todo rastro del mismo para facilitar la lectura del hilo y no introducir confusión en el mismo. Es más, así queda como más “morboso”, menos “serio”. Es mi opinión.
    Saludos.

  7. Gonzalo.

    Tu tercer comentario en este hilo esta contestando y haciendo referencia textual a parte de unos insultos que Solé ha hecho hacia mi persona en un comentario que Xavier ha creido conveniente eliminar, ¿debo entender que tu respuesta a estos va en la dirección de apoyar lo que ha dicho sobre mi?, es por aclarar la cuestión, simplemente.

  8. Gracias Jon, pero no he podido más que contestar. Xavier, con la cabeza más fria que yo ha estado más que acertado en esta cuestión.

    Salut i €

  9. Eduard. He leído tu comentario antes de que desapareciera, creo que no estabas obligado a dar ningún tipo de explicaciones, al menos este tipo de explicaciones. Algunas de las cosas que digiste ya las sabía, otras no.
    Lo más importante, al menos para mi, en este tipo de lugares consiste en leer lo que han escrito otros, tratar de entender el porque se dice lo que se dice y, aunque se discrepe, respetar por encima de todo las creencias y los deseos de quien aquello escribió y cuando se le conteste en la discrepancia, procurar no ofender.
    Se puede discrepar y para ello no es necesario ofender. Algunas de las vivencias que has contado no nos son ajenas a muchos de nosotros, todos hemos pasado por situaciones similares, bien nosotros mismos o bien nuestras familias y/o amigos.
    En muchas cosas discrepamos pero en esta tienes todo mi apoyo.
    Salut i força.

  10. Eduard, piensa que una gran mayoría de las personas de nuestra edad y sobre todo nuestras familias, lo hemos pasado mal o bien por la cercanía de nuestra gran tragedia, la guerra civil, hemos escuchado, sentido y muchas veces vivido muchas miserias.
    Te respeto, aunque pensemos de una manera totalmente diferente, somos los dos así, empecinados y nos cuesta dar nuestro brazo a torcer.
    Debido al respeto que te tengo, a ti y a tu familia, borraré tu comentario, el tuyo y el de la persona que te ha ofendido.
    Espero que me comprendas.
    Un saludo.

  11. J. M. Solé

    Gonzalo, CiU a utiliza el doble discurs tan tipic i propi d`ells,el exemple de l`Artur Mas parlant de la intervenció de les autonomies i sobre tot la Catalana. ” La intervenció em sembla impensable,la reaccio de la població seria molt forta “. Peró Gonzalo ! aixo no seria més logic que ho digues un analista extern i no ell.Ja sabem que la població reaccionaria amb força. El que no esta clar si l`Artur Mas assumiria el lideratge,o actuaria de fre com fins ara,al servei de la causa espanyola.Son,efectivament,el govern dels millors….Impostors !!.
    Salud.

  12. “Imagino que per el burges català el estafar la gent és una costum irrenunciable…i que el seu somni seria un Estat Catala burgès i capitalista….El delata que CiU l`han adoctrinat bé….Pró pots estar segur Gonzalo,que no els deixarem potinejar Catalunya,amb les seves brutes grapes de codicia….El nostre poble.”

    Buenos días J.M. Antes de comentar las últimas líneas de tu comentario quiero contarte algo. Conozco personalmente a unas cuantas personas (hombres y mujeres) que conocieron la experiencia de la cárcel en tiempos del general Franco. Su delito fue luchar por la democracia y la emancipación de los españoles (incluidos los catalanes). No conocí personalmente a ninguno de los que perdieron la vida (asesinados por “el régimen”) en el intento. Pero los hubo. Y muchos. Al final, cuando fue preciso buscar una salida porque todo el mundo sabía que el general golpista no sería eterno, hubo intervención extranjera, “negociación”, “renuncias”, tutelaje del “proceso transitorio” y, finalmente, olvidos y todas estas personas que habían dedicado su vida a una causa fueron apartadas, silenciadas y olvidadas. De ello se encargó la cultura de la transición creadora de mitos y de la historia oficial de aquellos años. El resultado es el sistema político, económico y social que tenemos.

    La independencia, soberanía, emancipación, que tu defiendes no tiene nada que ver, tal como explicas muy bien, con la deseada por el burgués catalán o por el catalán de “clase media” (ese invento capitalista que tan buenos frutos les ha dado y les da a los capitalistas). De modo que tu afirmación:

    “Pró pots estar segur Gonzalo,que no els deixarem potinejar Catalunya,amb les seves brutes grapes de codicia….El nostre poble.”

    es, como mínimo, arriesgada. Eso de luchar por la independencia y luego, una vez conseguida (con independencia de lo que cueste conseguirla), ya veremos, es una mala estrategia. La capacidad para recolocarse, adaptándose a la historia, de los burgueses y de la gente acostumbrada a tocar poder es muy grande, J.M. Y no debe subestimarse. La indendencia no es un fin, porque, supongo que estarás de acuerdo conmigo, la vida continúa después. Y ese después es, como mínimo, tan importante como el antes y el durante. Porque sería muy duro tener que seguir luchando por la independencia y por la emancipación de los catalanes una vez lograda la separación de España, ¿no?

    Un saludo.

  13. Repito este párrafo del artículo:

    “No es justo castigar a la gente por haber hecho lo que se le dijo que hiciera, y se le dijo por activa y por pasiva, en el discurso público y subliminalmente. Es injusto castigarla por los pecados del estamento político-financiero y sus predicadores. Y de esta injusticia vienen todas las indignaciones públicas, en Barcelona y en Wall Street. Que fracasarán como anarquía insignificante si no se organizan para vertebrar una alternativa.”

    Y del mismo, aún, entresaco esto:

    “Y de esta injusticia vienen todas las indignaciones públicas, en Barcelona y en Wall Street. Que fracasarán como anarquía insignificante si no se organizan para vertebrar una alternativa.”

    El gran problema es que hemos sido educados en el sistema capitalista y para desenvolvernos en este sistema. Organizar y vertebrar una alternativa (necesariamente al sistema, o sea anticapitalista o postcapitalista, en definitiva, otra cosa), requiere desaprender, pensar de otra manera, vivir de otra manera, nada que ver con reformar o refundar el capitalismo. Y, de momento, esa alternativa no existe. No, en y desde nuestra civilización (tan dada a creerse superior y con derecho a dominar todo el planeta a base de exportar nuestro modo de pensar y de hacer las cosas). ¿Saldrá esa alternativa de la indignación? Lo dudo muy mucho. La indignación no es contra el corrupto y criminal sistema capitalista, sino contra las medidas que empequeñecen el trozo de tarta que nos tocaba, gracias fundamentalmente a condenar al hambre a amplísimas capas de la población de la periferia de “nuestra civilización”.

  14. “Diré una obviedad zizekiana: la culpa de la crisis no es la codicia ni la ambición individual ni el despilfarro o gasto excesivo de los ciudadanos, ni su codicia, que les ha llevado a estirar más la mano que la manga, a endeudarse, a querer disfrutar de bienes que el mercado le ofrece, y que ahora es justamente castigada. Porque el deseo de crecer más, tener más, obtener más, vender más, y comprar más, y poseer más, no son vicios particulares, sino el meollo mismo, el motor de nuestra civilización, o sea —me permito recuperar palabras en desuso— del sistema o sea del capitalismo.”

    Es una obviedad para muchos, entre los que me incluyo, pero no para todo el mundo, por lo visto. El deseo de poseer se inculca en la mente humana desde que somos bien pequeñitos, basta poner la televisión a la hora de la “programación infantil” para comprobarlo. “Crecimiento”, “desarrollo”, son términos capitalistas asociados a obtener más, vender y comprar más, poseer más, tal como nos cuenta Igncio Vidal-Folch. Es más, sin eso el “sistema” no funciona. Es tan irracional, que si el comportamiento humano no lo fuera también, el capitalismo se hubiera ido a hacer puñetas hace muchísimo tiempo. Eso sí, tal como él añade en el mismo artículo, los términos capitalismo, sistema, alternativa o ideología conviene dejarlos para la historia, porque es mucho mejor recurrir a los vicios particulares para explicar la crisis del capitalismo. Sobre todo para los capitalistas.

    Que los bancos hagan publicidad del ahorro en este momento, es lógico. Su negocio ahora no es prestar dinero, sino recoger todo el posible para especular contra la deuda, que es mucho más rentable que prestarlo a la gente o a las empresas. Ya no ofrecen créditos por doquier. Ya no gastan dinero en ese tipo de publicidad. Pero lo hicieron. Gastaron mucho dinero en el pasado para captar clientes. O sea, para que la gente acudiera a endeudarse. Y contaron con la colaboración necesaria de los gobernantes y de todo el aparato propagandístico del “sistema”.

    “No es justo castigar a la gente por haber hecho lo que se le dijo que hiciera, y se le dijo por activa y por pasiva, en el discurso público y subliminalmente. Es injusto castigarla por los pecados del estamento político-financiero y sus predicadores. Y de esta injusticia vienen todas las indignaciones públicas, en Barcelona y en Wall Street. Que fracasarán como anarquía insignificante si no se organizan para vertebrar una alternativa.”

    Cien por cien de acuerdo.

    “Felicito al president Artur Mas por el Premio Sentit Comú, que una entidad —sin duda prestigiosa y ferozmente independiente— acaba de otorgarle por transmitir “una imagen de rigor, solidez y seriedad a la ciudadanía, pero también al resto del Estado y al extranjero.
    Sin duda se merece el premio, pues en efecto el mundo entero admira a Mas, pese a su tendencia a subirse, ¡hale hop!, al primer helicóptero que se le pone a tiro. Rompió el cerco de los indignados al Parlament gracias a un helicóptero de la policía, y ahora ha repetido la hazaña. Viendo que no llegaba a tiempo a la Fira de la Primavera de Campllong, donde se había comprometido a entregar una medalla a la mejor vaca frisona de totes les vaques que es fan i es desfan, telefoneó a Felip Puig: “¡Envíame un helicóptero!”. Y fue así, volando como un águila, como llegó Mas al certamen agrícola donde le impuso a la vaca la medalla al mérito lácteo que se ha ganado a pulso.”

    Entiendo que es irónico, porque podríamos hablar largo y tendido sobre el rigor, la solidez y la seriedad del Presidente y el govern.

  15. Que jo recordi, de petit una de les virtuts dels catalans era l’estalvi i aquesta costum tant sana tant a nivell particular com col·lectiu, si tinguéssim prou estalvi interior no l’hauríem d’anar a buscar a fora (mercats), s’ha anat perdent amb els nous hàbits de consum.

    Òbviament el negoci de les entitats financeres és el més simple que existeix, quan li prestem diners a ells (dipòsits) ens paguen un 1% i quan ells deixen aquests mateixos diners a altres, els cobren el 4%, però el que també és cert que a ningú l’obliguen a subscriure un crèdit si ell no vol.

    La cobdícia de tots plegats ens ha portat a on estem ara, la d’uns per a fer negoci i la d’altres per obtenir possessions que en condicions normal no s’haurien pogut pagar, perquè sense algú que demanés crèdits la banca no els hagués deixat i a la inversa si el bancs no haguessin obert l’aixeta indiscriminadament, l’endeutament tant bestial que hi ha actualment no existiria.

    Ja veieu, dues visions del mateix problema que ens porten a conclusions oposades, per tant el més sensat és assumir que tots ens hem passat de frenada, reconduir la situació del sistema financer espanyol d’una vegada i havent tocat fons tornar a començar, aquesta vegada amb seny.

    Salut i €

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s